30.12.05

Partidaria de la felicidad/ partidaria de vivir

Como hoy estoy ahora mismo relajada, medianamente feliz (de esa felicidad en la que creo que se compone de momentos como lucecitas de flash), con un rayito de sol colándose por mi ventana y a punto de tumbarme un rato en mi cama, me acabaré esas diez páginas finales de mi libro. Esas páginas que guardas para un momento ideal, retrasando el desenlace para concentrarte en el final, ese que a veces, en los libros y en la vida, no quieres que llegue nunca. Y por esas me ha dado por pensar que hay momentos en que algo o alguien te reconcilia con el mundo. Como conducir por esa carretera desierta a media noche, escuchando Kind of blues de Miles Davis. O llegar a casa cualquiera de estas noches y sentir como una caricia el calor. O esas risas y confidencias compartidas entre hermanas, la conversación en el coche con un ámigo cómplice, esos ratos sin los cuales el trabajo seria sólo eso, el trabajo, que hacen que puedas llamar a esas personas que comparten tus ocho horas diarias compañeros, esa hora larga abducida en una libreria, una ducha larga en un día de verano, una mirada verde como los ojos de la copla, Waiting on a sunny day de Springsteen...Entre tantas muchas cosas. Y por eso , sólo por eso, por que llevo el jersey viejo más viejo del mundo, y porque sigo reconciliada con el mundo, tarareo bajito una canción del Maestro Serrat, y decido, en la propia tregua que me doy, que antes de nada seré "partidaria de vivir".

Banda sonora de esta nota: Hoy puede ser un gran dia de Joan Manel Serrat

2 comentarios:

Chiringui dijo...

Amén!
Feliz año Silvia

El Selenita dijo...

Duro con él